Ridge Racer 6 - Xbox 360

Ridge Racer 6

Juego para Xbox 360
Análisis crítico de Ridge Racer 6, un juego excelente de Velocidad (Arcade) de Namco. Por José M. Martínez, auténtico experto en Ridge Racer

    Ridge Racer 6 - Análisis Xbox 360

    por el Pertenece a la saga de juegos Ridge RacerClasificación global: #985 Clasificación en Xbox 360: #238Juego de Velocidad (Arcade) Juego recomendado para mayores de 3 años
  • Introducción
    En 1995, la compañía japonesa Namco nos sorprendía con una recreativa de conducción muy original que llevaba por título Ridge Racer. Su originalidad radicaba en los modos de juego que tenía disponibles, en ir abriendo ciertas partes del circuito a medida que avanzábamos y, sobretodo, en la posibilidad de dar curvas sin perder nada de velocidad derrapándolas de forma espectacular. Todo esto, claro está, muy poco realista pero tremendamente impactante y adictivo. Además, un gran apartado técnico le hizo merecedor de una enorme legión de fans que se gastaban religiosamente sus ahorros en intentar mejorar cada record de la máquina. En poco tiempo, una conversión a formato PSOne le llevo a ser, por un lado, uno de los mejores títulos de conducción de consola existentes en esa máquina y, por otro, el abanderado de Sony en su lucha contra DreamCast.

    Casi once años más tarde, Namco nos trae una nueva entrega de esta saga bajo el nombre Ridge Racer 6, el cual rescata muchas de las funcionalidades que ya encontrábamos en el título original y añade algunas nuevas, además de ser el primero en traer modo online multijugador hasta para catorce personas vía Xbox Live (la versión para PSP permitía vía Wi-Fi y para cuatro como máximo). Además, el primer título de la saga en la nueva generación despertó en su anuncio original suficiente expectación para ser considerado uno de los títulos fuertes de cara al lanzamiento de esta nueva consola en Japón. Tras su salida en España el pasado día 19 de Enero y haberle exprimido todo su jugo, veamos que nos depara esta nueva entrega de uno de los arcades de conducción por excelencia para consola.
  • Entretenimiento y duración
    8
    Arcade total, tanto en el control como en sus posibilidades. El mejor de la saga, con lo que si te gusta, hazte con él. Si no te gusta este tipo de juego y prefieres algo más simulador, olvídate de éste.
    Estamos ante lo que es, sin duda, el mejor Ridge Racer de toda la saga. La mayoría de las carreras (excepto las últimas) poseen la dificultad justa para que no tengamos excesivos problemas ir avanzando carreras (justa, que no fácil) e ir ganando nuevos coches en el modo Explorador de Mundos. La extensión de este modo y diferentes posibilidades hace que seleccionemos un recorrido de circuitos tras otro hasta ir avanzando paulatinamente en el mapa entre sus distintas bifurcaciones. Completando áreas de circuitos se nos obsequiará con un nuevo coche más potente que podremos utilizar en futuras carreras, con lo que habrá que hacerse por completo todos los circuitos para completar el juego y obtener así los coches más rápidos, con los que también podremos competir en el modo online.

    Este modo multijugador utiliza el sistema de puntos ya comentado (WRP) que podría ser de gran ayuda a la hora de buscar partidas rápidas igualadas en Xbox Live, es decir, jugadores de ranking similar para que la partida tenga más emoción. Quizás, el problema sea los pocos jugadores que en nuestras pruebas (muchas, en verdad) hemos encontrado con el mismo ranking, con lo que al final acabábamos jugando contra gente que llevaba mucho tiempo con el juego (japoneses y americanos, por ejemplo, donde el título salió hace algo de tiempo) y que, en general, eran más difíciles de batir.

    En cuanto al juego en si, tenemos tres opciones distintas de carreras que nos encontraremos en el Explorador de Mundos. La más utilizada será partir en última posición con catorce coches en pista y en las tres vueltas quedar primeros, la más típica aunque con más coches en pantalla que otras versiones. Esta versión tiene una variante que sería ciertas carreras sin la posibilidad de usar nitros, con lo que se vuelve algo más complicado ya que los rivales sí pueden. Aún así, los coches rivales también se vuelven algo más lentos, por lo que el problema es menor. La última posibilidad es el enfrentamiento directo con otros coches o Duelo, también típico en la saga (un 1 vs. 1 con tres vueltas a un circuito o en el modo experto 4 vs. 4). Esto quiere decir que estamos ante otro Ridge Racer a nivel de juego, con la salvedad del añadido del Explorador de Mundos, lo que quiere decir que si te gusta cualquier otro título de esta franquicia, éste es tu juego, pero si no...
  • Control y opciones de juego
    8
    Fácil en control y muy asequible hacerse con él. Un tanto escaso de opciones, tanto offline como online.
    Quien ya haya probado algún título de esta saga anteriormente sabrá que el sistema de juego utilizado aquí es de lo más fácil. La simplicidad se traduce en un botón para acelerar (gatillo derecho por defecto) y otro para utilizar el ?nitro? y con eso y el mando analógico izquierdo para controlar los movimientos del coche está todo dicho. Por supuesto, hay más botones que podremos utilizar aunque no son para nada necesarios, como el freno (¿freno?, ¿qué es eso?), el cambio de vistas o el doble nitro (botón amarillo), este último que sí utilizaremos para batir a los rivales de más envergadura pero que no será necesario para ninguna carrera en la ruta básica (más de 100 carreras). Y es que todas las opciones que el título tiene se han hecho mucho más accesibles para todos en esta versión, incluso para los que aún no hayan disfrutado de ningún título de esta saga, como por ejemplo, la denominada ?salida cohete? o los derrapajes a velocidades de vértigo en curvas imposibles.

    Pero también, como ocurre en otras ocasiones, la simplicidad a veces lleva a ser escasez como puede ser en esta ocasión. Por ejemplo, el analógico derecho no se utiliza para nada y en ocasiones nos gustaría poder ver lo que está pasando a nuestros lados. Tenemos opción de ver lo que pasa tras de nosotros con un botón, pero no lo que pasa a los lados y prácticamente no les hubiera constado trabajo realizarlo. También le echamos en falta más vistas, ya que dos (desde el suelo y una posterior) se nos antoja un tanto escasa y podrían haberse desarrollado algunas más, como una en el salpicadero o una trasera algo más alejada porque incluso la posterior resulta un tanto inútil al estar demasiado cerca del coche.

    Hablando de las opciones de juego, también se nos antoja un tanto escasas, ya que se han introducido las justas y necesarias en un título de estas características, con lo que ninguna destaca del resto. Tenemos carrera simple, donde escogemos la clase de coche de entre cinco clases disponibles de menor a mayor velocidad, el coche y el circuito y a correr o seleccionar el explorador de mundos (del que hablamos en la originalidad) que, por cierto, le da bastante vida al juego. Las otras dos opciones son carrera multijugador a pantalla partida y las dos opciones de carrera en Xbox Live que también son un tanto escasas para lo que otros títulos de conducción en Xbox 360 nos ofrecen.

    En definitiva, el juego tiene un control muy fácil y muy largo en extensión, aunque se le echan en falta algunas opciones más que aportaran el toque que necesita. Quizás, incluso, la inclusión de los circuitos clásicos como en la versión de PSP hubiese dado un ?algo? que haría que jugadores que ya han probado otros títulos quisieran ver como serían estos en ?alta definición?.
  • Creatividad e innovación
    7
    El Explorador de Mundos da mucha vida al título, casi tanta como los dos modos online que el juego lleva o el nuevo sistema de nitros. Eso sí, se le echa en falta más opciones y algo más de innovación para no quedarse demasiado estancado.
    Tres son los nuevos pilares en los que se basa esta ?nueva? versión para la máquina de Microsoft, aunque hay que recordar que éste título repite una y otra vez los mismos planteamientos ya presentados en anteriores títulos, aunque con ciertas novedades para atraer al público que aún no ha probado nada de esta saga. La primera de estas novedades se basa en el nuevo sistema de nitros implementado en esta ocasión. Tendremos tres contenedores que se llenarán conforme realicemos ?derrapes?. Cuanta más velocidad y duración en el derrapaje, más rápido se llenará. Para poder utilizar la opción de nitro, cualquiera de los tres depósitos deberá estar al completo quedando eliminada la opción de usar solo un poco de carga. También tendremos la opción de utilizar dos y tres depósitos a la vez, con lo que la velocidad será mucho mayor.

    La segunda de las ?novedades? incluidas es el Explorador de Mundos o, lo que es lo mismo, una especie de ?modo historia? con forma de mapa en el que se nos muestran casillas de distinto color con un número unidas entre si y que cada una representa una carrera en un circuito distinto. Podremos seleccionar de una a seis que estén unidas entre si para ?desbloquear? más carreras que no estaban unidas a las ya activas, de forma que, por ejemplo, para poder jugar al circuito número 4, antes hay que jugar 3 pasándolo y así. Gracias a este modo historia, el juego se convierte en el más largo de cuantos Ridge Racer existen, ya que solo con los circuitos básicos podremos disfrutar de más de cien carreras distintas (en circuitos similares pero con variaciones) y, una vez superados las pruebas básicas, se activarán tres más con retos mucho más duros, con lo que hay juego para rato con su más de 200 carreras en total.

    Para terminar, nos queda la novedad más ?importante? dentro de este apartado, como es la opción de juego en línea con Xbox Live. Con ella, se nos permitirá jugar desde dos hasta catorce jugadores simultáneamente en eventos sencillos, es decir, carreras simples en un circuito elegido y con una serie de opciones que elige la persona que ?monta? la partida, como el número de coches, el tipo de estos o sus limitaciones. Dentro de este modo online se encuentra la opción de poder echar partidas contra otros jugadores que sean ?afines? a nuestra habilidad. Esta es medida en el juego por el número de carreras que ganamos, para lo cual, por cada carrera que realicemos, el juego hará una media de puntos con el resto de rivales y si nuestra posición ha sido de entre los ?ganadores? (el número de ganadores lo elige la persona que monta la partida entre uno y tres), se nos asignarán unos puntos conforme a la dificultad de la carrera (dependiendo de los puntos de nuestros rivales). Eso sí, si perdemos partidas también se nos quitarán puntos, con lo que esta media de WRP (World Ranking Points) estará conforme a nuestra supuesta habilidad real.

    Conforme a las dos primeras ?novedades?, no hay mucho que decir, ya que no parece que se hayan comido la cabeza pensando en como hacer el juego más largo. Si en lugar de elegir este tipo de ?mapa?, hubiesen puesto una lista con las 200 carreras, el título no habría variado un ápice. El sistema de nitro sí que tiene alguna salvedad ya que intenta mejorar lo que ya había, aunque dicha novedad no sea sustanciosa. Por último, si bien el modo online es tremendamente divertido, se echa en falta más opciones ya que, además de la ?carrera simple online?, tenemos la opción de batir records que otros jugadores hayan establecido, pero nada de torneos o campeonatos, descarga de coches fantasmas o posibilidad de ?retrasmisiones? como el Gotham TV en Project Gotham Racing 3, salvo la opción de entrar como espectador en una partida y, lo que es un tanto ilógico, ocupar huecos de otros posibles jugadores.

    Aún así, Namco ha intentado ofrecer a los aficionados a Ridge Racer algo más de lo que ya les han ofrecido en anteriores entregas, y eso es digno de mención aunque sea un intento fallido.
  • Gráficos, sonidos, IA
    7
    Sesenta frames por segundo constantes sin pérdida de velocidad en ningún momento. Escenarios y coches un tanto simples y grandes bandas negras en su formato PAL. Excelente banda sonora.
    Después de ver las primeras imágenes y los vídeos que Namco ofrecía de Ridge Racer 6, ya nos pudimos hacer una idea aproximada de lo que el juego finalmente nos ofrecería, como así ha sucedido. Técnicamente, es el mejor Ridge Racer de toda la saga, aunque eso no nos dice mucho, ya que ninguna máquina actual era comparable a Xbox 360. Si lo miramos junto a Project Gotham Racing 3, queda a una altura media, ya que adolece de detalle gráfico en todos y cada uno de los elementos que muestra en pantalla.

    Tenemos catorce coches en pantalla de los más de 130 vehículos disponibles en todo el juego repartidos entre las cinco categorías (clase 1, 2, 3, cuatro y especial) sin perdida alguna de frames (60 FPS constantes). Eso sí, el diseño de los coches es un tanto simple (muy bonitos y espectaculares, pero carente de detalles), no hay conductor (excepto en la nave de Pacman, uno de los últimos vehículos?), el interior de los coches se ve muy de refilón y tanto la parte anterior como la posterior de los mismas, un tanto ?planas? comparadas con PGR3. A nivel de circuitos, otro tanto de lo mismo, muy vacíos y escasos de detalles en su mayoría quizás con una única excepción como es las carreras que se celebran en el circuito Highland Cliff, donde vemos césped, cascadas, árboles, etc. En general, muy pobres y escasos quizás con la pretensión (todo lo contrario que el juego de Bizarre Creations) de que corriendo a más de 350 Km/h dan igual los detalles porque no te vas a fijar en ellos. Aún así, se le echa en falta más detalle en los escenarios y coches.

    En el apartado sonoro, mención aparte merece la banda sonora del título con un estilo muy similar a lo que nos hemos venido encontrando en anteriores entregas, es decir, música electrónica de gran calidad dividida en cuatro discos (nos podemos descargar más discos vía bazar Xbox Live y previo pago de ciertos puntos?) y que ambientarán perfectamente todas las carreras. Aún así, también tendremos la opción de escuchar nuestros propios cortes en MP3 si los pasamos al disco duro de la consola (para quien lo tenga, claro). En cuanto a los efectos de sonido, nada especialmente reseñable, ya que son efectos muy similares utilizados en otros títulos, tanto los derrapes como los motores o frenazos.

    Por último queremos reseñar un detalle curioso que nos ha llamado la atención. Hemos probado el juego en un monitor de PC a distintas resoluciones y en una televisión 4:3 y en todas las opciones presenta unas enormes bandas negras tanto arriba como debajo de la pantalla. Al parecer, debe ser jugado en televisiones con formato panorámico en 16:9 (que no hemos podido probar, aunque otros jugadores nos han confirmado esta opción) para que las bandas no aparezcan pero no es algo que ocurra en todos los títulos de esta consola, ya que podemos seleccionar distintas resoluciones hasta conseguir que desaparezcan, con lo parece que Namco no ha estado muy por la labor de hacerlo y ha añadido las bonitas barras que hacen desaparecer casi un tercio de la pantalla.
Conclusión
El mejor de toda la saga Ridge Racer. Mejores gráficos que títulos anteriores, más velocidad, modo online, el nuevo nitro, el explorador de mundos y su facilidad de control son sus mejores bazas. Por contra, poca innovación en general, técnicamente no llega a Most Wanted o PGR 3 y le faltan más opciones tanto online como offline.
El resumen es muy claro. Estamos ante el mejor Ridge Racer de cuantos han aparecido en consola alguna. Es más rápido, va a 60 fps constantes y gráficamente es mejor que cualquier otro. Su fácil control, el explorador de mundos y su modo online le dan vida para rato. Sus innumerables circuitos, con sus espectaculares saltos, velocidad de vértigo y derrapes lo hacen muy adictivo como cualquier otro juego de la saga o más si cabe, al ser más rápido.

Quizás, habría que pedirle más a un título de una saga tan emblemática como esta, como por ejemplo, mayor profundidad en los modos online y offline (ciertos retos, posibilidad de modificación de los coches), mayor detalle gráfico (es casi un juego de Xbox ?tuneado? para soportar altas resoluciones), más opciones, más vistas y algo más de innovación. El juego no defraudará a los seguidores de la saga pero sí a los que buscan otra cosa, algo más fresco o algo que les ofrezca más opciones que en anteriores títulos. El modo online y la HD no justifican de por si el juego, por lo que se podrían sentir un tanto defraudados por su capacidad de innovación. Aún así, es un buen título y el mejor de la saga Ridge Racer, que no es poco.
Puntúa este juego
81 votos en total
Tu nota:
3.71
Datos de Ridge Racer 6
  • Nombre
  • Compańía
    Namco
  • Género
    - Velocidad (Arcade)
  • Fecha de lanzamiento
    en España el 19 de Enero de 2006 (para Xbox 360)
  • Comprar Ridge Racer 6
    Precio de Ridge Racer 6 para Xbox 360
    Compara los precios de Ridge Racer 6 para todas consolas y PC. Apoya a Ultimagame comprando Ridge Racer 6 a través de los siguientes enlaces y obtén los mejores precios y descuentos