Gauntlet: Seven Sorrows - PS2, XBox y  PC

Gauntlet: Seven Sorrows

Juego para PlayStation2, Xbox y PC
Análisis crítico de Gauntlet: Seven Sorrows, un juego llamativo de Hack'n Slash de Midway Entertainment. Por José Carlos Fernández Jurado, auténtico experto en videojuegos

    Gauntlet: Seven Sorrows

    por el Clasificación global: #1273 Clasificación en PlayStation2: #113 Clasificación en Xbox: #54 Clasificación en PC: #336Juego de Hack'n Slash Juego recomendado para mayores de 12 años
  • Introducción
    Como ejemplo clásico de juego multijugador tenemos ?Gauntlet?, que ya por 1985 y en su versión recreativa permitía partidas de 4 jugadores; el bárbaro, la valkyria, el elfo y el mago (cada uno con sus puntos fuertes y flojos) tenían que avanzar a lo largo de decenas de mazmorras dando cuenta de millares de enemigos (y generadores), buscando llaves y utilizando las letales pócimas mágicas para avanzar.

    El tremendo éxito de Atari Games / Midway hizo que todos los ordenadores personales de la época, así como NES y Master System recibieran el juego, aunque limitando su aspecto técnico y multijugador.
    Conscientes del éxito de la entrega, pronto salió una segunda entrega (del mismo corte, pero muchísimo más larga y compleja) e incluso una tercera, ya sólo para ordenador.

    La saga cayó en el olvido hasta 1998, cuando el mundo de Gauntlet saltó a las 3D, y aunque en muchos aspectos seguía fiel a la primera entrega, incluyó suculentas novedades, como enemigos finales, subidas de nivel y animales ayudantes. Además de la estupenda versión arcade pudimos disfrutarlo en Playstation, N64 y Dreamcast , y pronto recibimos una segunda parte / ampliación, Gauntlet Dark Legacy que incorporaba nuevos personajes, enemigos finales y del doble de pantallas; esta entrega llegó a los arcades, PS2, GC y Xbox

    Este año, Midway vuelve a apostar por la saga, y con importante cambio en la mecánica de juego, volvemos a tener un completo multijugador a nuestra disposición... ¿Pero estará a la altura de la saga?
  • Entretenimiento y duración
    4
    Un diseño de fases pobre, dificultad nula, pocas horas de juego, sin extras... no hay nada que nos invite a jugar una vez terminada la primera partida, salvo el online.
    Es increíble como el juego pincha en este apartado; de los centenares de fases de otras entregas nos quedamos con tan sólo 20, incluyendo algunas cortísimas. Dar cuenta del juego nos llevará unas 5 horas, y no hay nada que hacer una vez completada la aventura...

    El desarrollo de las fases suele ser bastante irregular, y si bien hay algunas variadas y completas, la mayor parte son enrevesadas para obligarnos a dar vueltas innecesarias . Nos obligan a llegar hasta una punta y luego a volver por el mismo camino ? con los enemigos re-aparecidos ? en un pésimo intento de aumentar las horas de juego. Además, la dificultad del juego es inexistente. Los héroes tienen 5 vidas? ¡por cada pantalla! (nosotros nunca hemos perdido más de 2). Es casi imposible ver la pantalla de ?game over?.

    Los 4 personajes ayudan a dar variedad, ya que cada uno tiene distintas estadísticas en daño, magia o cantidad de vida, así como distintas habilidades a la hora de lanzar poderes o luchar cuerpo a cuerpo.

    - El bárbaro: ideal para los ataques cuerpo a cuerpo, es el más resistente. Sus combos son fuertes, pero sus ataques especiales débiles.
    - La Valkyria: la más promediada en todas las habilidades; ideal para principiantes o gente sin ganas de complicarse la vida.
    - El Elfo: sus flechas son letales y muy cómodas para no arriesgarse, y también viene bien surtido de movimientos especiales y combos. Le falla la resistencia.
    - El Mago: tiene los mejores ataques especiales del juego, pero a cambio no es especialemente bueno en ataques directos.

    No hay más extras que probar los distintos personajes e ir subiéndolos de nivel (lo que nos permite repartirles puntos y mejorarlos), al tiempo que compramos los nuevos movimientos, para lo que necesitamos oro. Y aquí entra en juego uno de los puntos fuertes del juego, establecer una cooperación / competencia entre los distintos personajes, ya que al final del nivel se recompensará a los mejores jugadores con oro extra. Sin embargo, esto no funciona bien por 2 razones:

    - Los personajes están descompensados, y es mucho más fácil ganar con el elfo, por ejemplo, que con la valkyria. Tiene mejores combos, ataques especiales y remata de lejos....
    - Si bien en una partida a 4 la cosa puede funcionar, al jugar sólo 2 personajes (y repartirse el oro entre los 2, en lugar de 4), a mitad de juego tendremos todos los movimientos comprados, por lo que el oro sobra y se pierde la ?gracia?.

    En rescate desesperado viene el modo on-line, pero ni por esas conseguimos que el juego apruebe; una vez terminado el juego no hay nada que justifique volver a jugar (y tampoco es que apetezca). Ni personajes extra, ni nuevas pantallas, ni armas... Podemos cargar nuestro personaje y empezar de nuevo, pero es tan absurdamente fácil terminar el juego así... O probar los niveles de dificultad, en los que los enemigos son igual de estúpidos pero quitan más vida.
  • Control y opciones de juego
    8
    Hacer combos es muy divertido, pero la mecánica de juego se ha complicado excesivamente. Ciertos movimientos (como los disparos de lejos) no funcionan del todo bien.
    La jugabilidad clásica de Gauntlet era el ejemplo perfecto de la simplicidad; los personajes se limitaban a atacar de lejos lanzando armas o de cerca si los enemigos se acercaban demasiado, siento las acciones totalmente automáticas (coger cofres, abrir puertas)... Pues bien, empiezan las diferencias...

    En esta entrega el juego se ha enfocado mucho más al combate cuerpo a cuerpo, introduciendo nuevos combos (devastadores) para cada uno de los personajes . Aunque seguimos teniendo ataques de lejos (más o menos útiles en función del personaje), tenemos 3 botones distintos para atacar cuerpo a cuerpo, por lo que ahora podemos realizar ataques aéreos, romper guardias y rematar en el suelo a los personajes . El resultado es bastante bueno, ya que los movimientos son bastante intuitivos y las batallas contra centenares de personajes funcionan bien.

    La cruceta digital se ha dejado para lanzar ataques especiales (gastan parte de la barra de especiales, que se recarga con el tiempo) pulsando en cualquier dirección, mientras que el segundo stick nos sirve para hacer esquives y embestidas.

    El control se complica innecesariamente, asignando distintos botones a acciones mecánicas; si tenemos que subir una verja o disparar una ballesta, tenemos que pulsar R2... pero bastaría con acercarse y pulsar cualquier botón de acción. Estas acciones se realizan esporádicamente, y suelen dar como resultado equivocarnos de botón y lanzar el poder especial sin querer.

    Otro de los fallos es el auto-apuntado de los ataques a distancia; no hay forma de que el jugador los controle, y abatir a los enemigos que nos atacan desde otras alturas (no hay salto) es mucho más cuestión de suerte que de habilidad.

    Por último, destacar que los personajes están totalmente descompensados, lo que puede resultar frustrante. Por más que te esfuerces luchando con la Valkyria, el mayor daño del Bárbaro o los efectivos ataques de lejos del Elfo te quitarán los puntos casi con seguridad.
  • Creatividad e innovación
    6
    Nada realmente nuevo; se ha adaptado correctamente la saga y se ha añadido una nueva mecánica de juego. La historia es pésima.
    El único extra destacable del juego es que, modificando completamente la mecánica de juego, el título sigue siendo fiel al juego clásico.

    Los cofres cargados de oro, las llaves, la carne para recuperar energía o la muerte persiguiéndonos... pequeños tópicos en la saga que se recuperan en esta entrega y se incluyen en el juego de forma natural.

    Ahora bien, en cuanto a la historia... la cosa pincha al máximo. Sabemos que las otras entregas de la saga nunca han destacado en este apartado, pero a veces es mejor una historia pobre que no moleste que una absurda y rimbombante...

    Los héroes (que son inmortales, algo que le quita mucha ?emoción? a la historia) son traicionados por un rey (un rey de estilo inca que tiene soldados estilo edad media...venga, vale) que los aprisiona en un árbol para robarles la inmortalidad.

    El rey se ha dejado guiar por sus malvados consejeros, y como esos 6 consejeros se convierten en monstruos y empiezan una era de oscuridad, el hombre reflexiona y piensa que, quizá, los héroes no son tan malos (como podéis ver, el hombre es un genio).
    Los libera (ese es el primero de sus 7 pesares y se resuelve en la introducción) y nos manda a librarlo de sus otros 6 pesares, los 6 consejeros... Da la impresión de que el juego ha salido de forma apresurada y que ciertas partes (como esta trama) se han metido de forma apresurada y con calzador. Es incomprensible, por ejemplo, que las últimas fases sean más difíciles que las intermedias.

    Así, durante el juego la historia estorba más que ayuda a ambientar el caos reinante en cada una de las fases. Allí vemos a los soldados luchando con los monstruos, pero ambos bandos nos atacan (dios sabrá por qué), y nuestra misión es, simplement, acabar con los 6 monstruos del juego... ¿y no os parece original?

    En su favor tenemos que destacar un trabajo artístico notable (en las introducciones entre las fases, que van en dibujos, nada de videos) y un esfuerzo por dotar a los personajes de habilidades únicas. Sin embargo, no se han añadido nuevos personajes o ataques combinados (como en Gauntlet Legends ).... Incluso el ranking a final de fase es algo que ya hemos visto en muchos otros juegos (como en Zelda: Four Swords , donde además era mucho más justo).
  • Gráficos, sonidos, IA
    8
    Quitando algunos fallos por pulir (como los jefes finales), el resultado final es notable. El modo online funciona bien.
    Parece que este ha sido el punto que mejor se ha enfocado en el título. En el apartado gráfico, los personajes quedan bastante bien; sí, vamos a encontrar repeticiones (miles de ellas) de los enemigos, pero al fin y al cabo de esto va la saga...

    Los héroes están muy bien recreados, y a lo largo de la aventura encontraremos power-ups que nos permiten mejorar (cambiar) sus armas y armadura, modificando un poco su aspecto físico. A cambio de esto no podremos personalizarlos de ninguna forma, ya que sólo hay un modelo para cada personaje (no cuatro, como en la entrega anterior).

    Los enemigos son simplones, pero como suelen atacarnos en hordas de varias decenas, no quedan nada mal en pantalla; de hecho, haciendo combos continuos y metiendo distintos efectos de luz a la vez el engine se mantiene totalmente sólido y sin problemas de ningún tipo. Lo que no podemos perdonar es la vagancia a la hora de diseñar y animar a los enemigos finales, que, salvo el último, son poco más que enemigos normales grandotes y que pueden matarnos de 2 ataques...

    El diseño de las fases, aunque mejorable, sale airoso. Los mundos suelen ser bastante variados, incluyen algunos elementos con los que interactuar y aunque nos obligan a dar vueltas (se ha optimizado el tamaño de las fases para agilizar el modo online), no se hacen muy repetitivas.

    La I.A. de los enemigos no es especialmente brillante, y salvo algunos soldados que se cubren, el resto de criaturas se limitará a intentar rodearnos y permitirnos hacer combos de decenas de golpes mientras vamos dando cuenta de ellos y de sus compañeros, o a quedarse aturdidos con nuestros poderes. De todas formas, a la mecánica de juego tampoco le convendría otro tipo de enemigos...

    El apartado sonoro es bastante sorprendente, tanto por las melodías del juego, bastante elaboradas y épicas, como por las voces de los personajes, dobladas al castellano . Y para ambientar bien las masacres, unos FX muy correctos para los golpes y mandobles. Lo único que hemos encontrado que ?sobra? es el doblaje del rey / narrador, bastante sobreactuado y con un tono muy repetitivo.

    Por último, destacar que el juego viene con selector de 50/60 Hz, y cómo ya hemos dicho, completamente traducido y doblado a nuestro idioma. Buen trabajo.
Conclusión
Pese a ser divertido al principio, la falta de horas de juego, extras y posibilidades jugables acaban por echar por tierra el buen hacer de algunos apartados. Para jugar y olvidar.
La aventura de los héroes que se unen para salvar al mundo del mal es un clásico en los videojuegos, y hemos visto decenas de juegos en los que se ha tratado el tema de forma mucho más imaginativa que en esta entrega.

Sin embargo, el punto más fuerte de esta saga siempre ha sido el modo multijugador, y aquí es donde encontramos la mayor baza del juego; quitando títulos de corte deportivo, es cada vez más difícil encontrar un multijugador co-operativo, y menos añadiendo la posibilidad de jugar online?

Teniendo todo eso en cuenta, el mayor rival de este Gauntlet Seven Sorrows es, precisamente, la anterior entrega de la saga. Dark Legacy supera a esta entrega en todos y cada uno de los apartados salvo en el técnico y en que no cuenta con modo online. Por eso, recomendamos este título a todos los que ya han probado la saga y vienen con ganas de más, o a los que puedan sacarle partido a la conexión de su consola. El resto tiene una mejor opción a un precio mucho más bajo.
Puntúa este juego
70 votos en total
Tu nota:
3.71
Datos de Gauntlet: Seven Sorrows
  • Juego conocido como
    Gaunlet Seven Sorrows
  • Opciones
    - Juego competitivo: Competitivo online hasta 4 jugadores
    - Juego cooperativo: Modo historia para 4 jugadores en la misma consola
  • Fecha de lanzamiento
    en España el 24 de Marzo de 2006 (para PlayStation2 y Xbox)
    en España el Desconocida (para PC)
  • Comprar Gauntlet: Seven Sorrows
    Precio de Gauntlet: Seven Sorrows para PS2, XBox y PC
    Compara los precios de Gauntlet: Seven Sorrows para todas consolas y PC. Apoya a Ultimagame comprando Gauntlet: Seven Sorrows a través de los siguientes enlaces y obtén los mejores precios y descuentos